domingo, 11 de diciembre de 2011

Festival de la Canción de Eurovisión... Feel Your Heart Beat



El Festival de la Canción de Eurovisión (en inglés Eurovision Song Contest; en francés Concours Eurovision de la Chanson) es un festival de la canción televisado de carácter anual y con participantes de numerosos países, cuyas televisiones (en su mayoría públicas), son miembros de la Unión Europea de Radiodifusión.

En los años 50, con una Europa de posguerra intentando reconstruirse, la Unión Europea de Radiodifusión (UER) — con base en Suiza — puso en marcha la idea de un festival de la canción internacional donde todos los países pudieran participar en un programa de televisión, que sería trasmitido simultáneamente en todos los países de la unión. Esto fue concebido durante una reunión en Mónaco en 1955 por Marcel Bezençon, presidente de la UER. La competencia fue basada en el Festival de la Canción de San Remo que se realiza en Italia, y fue visto como un experimento tecnológico para la televisión en vivo: en esos días una transmisión simultánea a varios países era un proyecto muy ambicioso. La televisión por satélite no existía, por lo que la Unión Europea de Radiodifusión debía utilizar la transmisión por microondas. El nombre "Eurovision" fue primeramente usado para referirse a la UER por el periodista británico George Campey en el Evening Standard en 1951.

La primera edición del Festival de Eurovisión se celebró en la ciudad de Lugano, Suiza, el día 24 de mayo de 1956. Siete países participaron — presentando dos canciones cada uno, dando un total de catorce. Esta fue la única edición donde un país podía interpretar más de una canción: desde 1957 todas las competiciones permitieron sólo una canción por país. La competición de 1956 fue ganada por el país anfitrión, Suiza, y el honor le correspondió al tema “Refrain” interpretado por Lys Assia.

A través de los años, el ganador del festival se ha determinado usando numerosos sistemas de votación, aunque todos se basan en la obtención de puntos de parte de los jurados y del televoto de los países participantes. El país con más puntos al final de la votación es declarado ganador. En el primer Festival de Eurovisión no fue otorgado ningún punto; simplemente un jurado anunció el nombre del ganador.





Hasta 2011 se han celebrado cincuenta y seis ediciones del festival, con un ganador en cada año, excepto en 1969, cuando cuatro países empataron en primer lugar, por lo que puede considerarse que cincuenta y ocho canciones han ganado el Festival de la Canción de Eurovisión. El festival es uno de los programas de televisión más antiguos que aún se transmiten en el mundo. Además es el festival de la canción más grande en términos de audiencia, la que se ha estimado entre 100 y 600 millones internacionalmente. El evento es transmitido alrededor del mundo (más allá de Europa), incluso en países que no participan del mismo, como Australia, Canadá, Corea del Sur, Egipto, Estados Unidos, Hong Kong, India, Jordania y Nueva Zelanda; además de Argentina, Paraguay, Colombia, El Salvador, México, Venezuela, Honduras, Guatemala, Costa Rica y Puerto Rico.

Al paso de los años, el festival ha crecido de un simple experimento televisivo a una institución internacional de grandes proporciones y el término "Eurovisión" es reconocido a lo largo del continente. La aptitud para participar no está determinada por la inclusión geográfica dentro del continente europeo, a pesar del prefijo "Euro" en "Eurovisión" — que no tiene que ver con la Unión Europea. En 1980, Marruecos — un país norteafricano— participó en la competición, e Israel, nación perteneciente a Asia, lo lleva haciendo desde 1973.

Veinticinco países han obtenido el triunfo en el festival, siendo Azerbaiyán el ganador más reciente agregado a la lista. Suiza fue el primer país en ganar el festival, e Irlanda es el país con más victorias: siete. En segundo lugar empatan Francia, Luxemburgo y el Reino Unido. Éste último es el país que más veces ha quedado en segundo lugar, ocupando aquella posición quince veces. La única persona que ha ganado en más de una ocasión es Johnny Logan, quien obtuvo la victoria en tres ediciones representando a Irlanda: una como cantante en 1980, una como cantautor en 1987 y finalmente como compositor en 1992.




Ganar el festival de Eurovisión provee una oportunidad única al artista ganador para sacar provecho de su éxito y de la publicidad obtenida para hacer despegar su carrera internacional. Sin embargo, a lo largo de la historia del festival pocos participantes se han convertido en estrellas mundiales. El ganador de Eurovisión más notable, cuya carrera fue lanzada a la cima después de su victoria es ABBA, que ganó el festival por Suecia en 1974 con el tema «Waterloo». Después de su triunfo, el cuarteto se convertiría en uno de los grupos más exitosos de la historia.




Otra ganadora notable es Dana International, que con la canción "Diva", alcanzó la fama mundial por ser la primera transexual que participaba en Eurovisión alzándose con el triunfo en 1998. Ha destacado también Céline Dion, que alcanzaría la fama representando a Suiza en 1988 con la canción "Ne Partez Pas Sans Moi". Sin embargo, el éxito de Céline no es atribuido directamente a su triunfo en el festival, a diferencia de ABBA o Dana International.

Otros artistas que han alcanzado cierto grado de fama después de ganar el Festival de Eurovisión incluyen a France Gall ("Poupée de cire, poupée de son", Luxemburgo 1965), Dana ("All Kinds of Everything", Irlanda 1970), Vicky Leandros ("Après toi", Luxemburgo 1972), Brotherhood of Man ("Save Your Kisses for Me", Reino Unido 1976), Marie Myriam ("L'oiseau et l'enfant", Francia 1977), Johnny Logan (quien ganó dos veces por Irlanda; con "What's Another Year?" en 1980, y con "Hold Me Now" en 1987), Bucks Fizz ("Making Your Mind Up", Reino Unido 1981), Nicole ("Ein Bißchen Frieden", Alemania 1982), Herreys ("Diggi-Loo Diggi-Ley", Suecia 1984) y Lordi ("Hard Rock Hallelujah" Atenas 2006). Muchos otros ganadores incluyen otros artistas que ganaron el festival a la mitad de su carrera, después de que se hubiesen establecido como artistas exitosos, como es el caso de Gigliola Cinquetti ("Non ho l'età", Italia 1964), el de Katrina & The Waves ("Love Shine a Light", Reino Unido 1997), y el de Olsen Brothers (“Fly on the Wings Love”, Dinamarca, 2000).

Sin embargo, existen otros intérpretes que hicieron relativamente poco impacto en el mundo musical desde que ganaron el festival, y que actualmente sólo se les conoce por ser one-hit wonders. Entre los cantantes de fama internacional que participaron en alguna edición del festival y que no ganaron, han estado por ejemplo: el cantante español Raphael (participante en dos ocasiones con los temas “Yo soy Aquel” en 1966 y “Hablemos del Amor” en 1967), en donde ocupó la séptima y sexta plaza, respectivamente. A pesar de no ganar, fue el mejor puesto alcanzado por España en aquellos tiempos. Tal éxito permitió que su carrera no quedara estancada y que ganara fama internacional. También participó Cliff Richards (“Congratulations”, Reino Unido, 1968), el grupo Mocedades (“Eres tú”, España, 1973), Olivia Newton-John (“Long Live Love”, Reino Unido, 1974), Julio Iglesias (“Gwendolyne”, España, 1970), y el grupo t.A.t.U. (“Ne ver' ne bojsia”, Rusia, 2003), por poner un ejemplo.









Debido al hecho de que las canciones son interpretadas para una audiencia internacional con diversos gustos musicales, y que los países buscan obtener más votos como sea posible, la mayoría de las canciones presentadas en el concurso pertenecen al género pop. Géneros distintos rara vez tienen éxito, haciendo que varias críticas señalen a las canciones del festival como "pasadas de moda" y de "bubblegum pop". Sin embargo, en años recientes se han presentado en el festival varios temas pertenecientes a otros géneros como árabe, pop-rap, dance, rock, latina, metal, punk, entre otros. Además, como el festival de Eurovisión es un espectáculo visual, muchas presentaciones intentan llamar la atención a los votantes por otros medios que no son exactamente musicales, lo que ha llevado a muchos a criticar al festival argumentando que la calidad de las interpretaciones ha disminuido.

En la pasada edición del Festival, en la que ganó el duo Ell & Nikki (“Running Scared”), representantes del pequeño país de Azerbaiyán, que apenas lleva cuatro años como participante del mismo, se ha calculado que un total de 70 millones de espectadores vieron la final en directo mientras que 24,8 lo hicieron durante la primera semifinal y 19,7 durante la segunda.

El impacto en las redes sociales también fue impresionante: 800.000 personas siguieron el evento via streaming (esto es, a través de internet y que no han sido incluídas en las cifras anteriores), 400.000 comentaron el festival durante su emisión en Facebook, así como varios global “trends” en twitter. A estas cifras tenemos que añadir, las audiencias de 15 emisoras nacionales de radio que retransmitieron el festival y las de las televisiones de Kosovo, Kazajstán, Australia y Nueva Zelanda.

Recordemos que las cifras en España fueron de 4.724.000 en la final, llegando a los 5.963.000 durante las votaciones. Las semifinales apenas superaron el medio millón de telespectadores (530.000 y 516.000 respectivamente). Sin duda, Festival de la Canción de Eurovisión se sitúa como el mayor espectáculo musical del mundo, pese a quien le pese.






Y para recordar aquellos talentos que han pasado por este concurso, El Edén Sideral se ha dado a la tarea de encuestar entre familiares, amigos, desconocidos, connacionales y extranjeros, gente de todas las edades, credos, sexos y preferencias, cuáles han sido, a su criterio, las 101 Mejores Canciones que han pasado por el Festival Eurovisión. Siendo este un Blog latinoamericano, creemos que el juicio de elección será imparcial, pues nuestro país no participa en el concurso ni tiene aliados potenciales del otro lado del “charco”.

Como toda lista the best of the best que se precie, habrá con seguridad inconformidad entre los lectores por alguna posición en particular, así que aclaramos dos puntos que fueron importantes para el proceso de selección: No se tomó en cuenta el renombre o trascendencia del grupo o cantante, así como tampoco el lujo del escenario, coreografía o efectos que haya tenido tal o cual presentación. Lo que se ha calificado para integrar esta lista corresponde únicamente a los atributos de la interpretación y del tema que se ejecuta. Además, tomando en cuenta que en años recientes el proceso de semifinales ha dejado fuera de concurso a varios temas con una calidad muchas veces superior a los que resultan incluso ganadores, se ha optado por considerar “elegibles” a todas aquellas intepretaciones que hayan llegado a la competición final. Como decía un reconocido bloguero en su espacio, no olvidemos que el esplendor de las lentejuelas, a veces, nos hace olvidar que el vestido es, en realidad, tirando a feo.

Por poner un ejemplo: El año pasado el grupo 3Js representante de Países Bajos, fue eliminado en la Semifinal 2 con el tema “Never Alone”, pues las votaciones de Alemania, Francia e Italia no les favorecieron en lo absoluto. A pesar de que dieron una estupenda presentación, quedaron en el lugar 19 de 19 países concursantes en esta etapa. La canción con la que participaron en el festival fue seleccionada a través de una final nacional en su respectiva nación, en la que el grupo presentó cinco canciones propias. El voto del público y del jurado seleccionó la canción "Je vecht nooit alleen", que posteriormente fue traducida al inglés como "Never alone". En la segunda semifinal sólo obtuvieron 13 puntos y terminaron en último lugar, quedando por tanto e inmerecidamente fuera de la final… Así que para gustos, los colores.





Ah, y como no todo está dicho, de aquí hasta que terminemos de publicar las 101 Mejores Canciones del Festival Eurovisión, ustedes amables lectores pueden votar también por sus temas favoritos, dejando en sus comentarios una lista de sus propios candidatos. ¿Quién debería ocupar el TOP 10 de las Mejores Canciones de Eurovisión? Vota y Participa. La cuenta regresiva inicia pronto…



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada